Naguabo

Naguao

Naguabo, Puerto Rico

Naguabo está ubicado en parte oriental de la Isla y comprende un área de 135 kilómetros cuadrados (52 millas2). Es conocido como el pueblo de “Los Enchumbaos” por la cantidad de ríos y quebradas que contiene, además de la cantidad de lluvia que recibe constantemente. También se llama “La Cuna de Grandes Artistas” y el “Pueblo de Diplo”. Según el censo de 2000, este pueblo tenía 23,753 naguabeños. Diez barrios conforman este pueblo: Daguao, Duque, Húcares, Maizales, Mariana, Naguabo Pueblo, Peña Pobre, Río, Río Blanco, Santiago y Lima. Las fiestas patronales se celebran en honor a la Virgen del Rosario alrededor del 7 de octubre de cada año. Asimismo le rinden tributo a la Virgen del Carmen, la protectora de los pescadores, el 17 de julio, en las playas de Naguabo.

Su economía se basa, entre otras reglones, en la agricultura, especialmente, el cultivo de café, frutos menores – en especial, plátanos, guineos y tubérculos. Por otro lado, desarrolla con buenas ganancias ($8, 102,458 en el 2002) la industria ganadera para producción de leche y carne;también la porcina, la avícola y la pesquera. Además, cuenta con más de una decena de fábricas, entre las que predominan aquellas que elaboran efectos eléctricos, electrónicos, de acero liviano, tuberías, ropa para mujer y otros productos. Naguabo posee pequeños depósitos de minerales tales como: el cobre, el hierro y el oro. Goza de turismo en su playa en Punta Húcares y el balneario Tropical Beach, donde han proliferado establecimientos gastronómicos y urbanizaciones. Cuenta con un malecón para sus múltiples fiestas. Además, sus visitantes y residentes disfrutan de bañarse en los ríos Blanco y Daguao.

Geografía

Naguabo se localiza en la costa este de Puerto Rico. Sus límites geográficos lo comprenden el pueblo de Río Grande y Ceiba por el norte, Humacao y el pasaje de Vieques por el sur, Ceiba y el pasaje de Vieques por el este, y Las Piedras por el oeste. Forma parte de la región geográfica del sureste y la zona orográfica de los Valles Costeros del Este, en la que se encuentra el Valle de Naguabo. Sus suelos son mayormente aluviales, formados del material que arrastran las aguas que bajan desde las montañas.

Parte del municipio se integra a la Sierra de Luquillo (Bosque Nacional del Caribe) por el norte del barrio Río Blanco. Entre los límites de los barrios Río Blanco (Naguabo) y Río Abajo (Ceiba) se encuentran los picos del Este y del Oeste –dos de las mayores cumbres de esta sierra– con 3,448 pies (1,051 metros) y 3,346 pies (1,020 metros ) de altura sobre el nivel del mar. Al mismo tiempo, hacia el oeste del Río Blanco está el cerro La Mina, que alcanza una altura de 3,018 pies (920 metros ) sobre el nivel del mar. Otras elevaciones de la sierra ocupan la mayor parte del barrio Peña Pobre y el extremo norte del barrio Duque. El territorio restante del municipio es llano.

El pueblo de Naguabo está bañado por los ríos Daguao, Santiago y Blanco (también conocido como el río Naguabo). El río Blanco es el mayor de sus cuerpos de agua. Se origina en el barrio Río Blanco y recorre aproximadamente 17 kilómetros (10.5 millas) hasta desembocar en el mar Caribe. Sus afluentes son los ríos Cubuy (al cual tributa sus aguas el río Sabana: Icacos y Prieto) y las quebradas Peña Pobre, Sonadora, Vaca y Maizales. El río Santiago nace en el barrio Duque, con alrededor de 9 kilómetros (5.5 millas) y tiene como afluente el río Daguao. La Quebrada Grande le sirve de límite con el municipio de Ceiba. Por Naguabo también se desplazan las quebradas Palma y su tributaria del Plátano y la quebrada Botija.

Como pueblo costero, Naguabo cuenta con la Bahía de Algodones, al norte de la cual está el Cayo Algodones, las puntas Lima y Algodones y el puerto y la playa de Naguabo. Esta zona conserva manglares en la desembocadura del río Daguao y en la bahía de Algodones, abarcando poco menos de 300 hectáreas. En Punta Lima también existe un manglar de menor extensión.

Estudiosos sostienen que el nombre de Naguabo proviene del cacicazgo que ocupaba la región oriental, desde Humacao hasta Fajardo, conocido como Daguao y dirigido por el cacique Yukibo. Para mediados de 1490 los caribes se desplazaban por esta área desde otros puntos del Caribe. Para el 1511, luego de la rebelión taína, el conquistador Juan González Ponce de León construyó en la zona del Daguao una casa fuerte que eventualmente fue abandonada.

En 1513, el Virrey Diego Colón, ordenó fundar una población, en la desembocadura del río Daguao, bajo el nombre de Santiago de Daguao. El propósito de dicho poblado era para que sirviera como avanzada frente a los ataques indígenas. Un año más tarde de su fundación, el Rey Fernando el Católico ordenó que la zona fuera abandonada. Luego, los colonos volvieron a intentar poblar el territorio de Naguabo, esta vez para la crianza de ganado, pero los caribes atacaron la zona matando al poblador Cristóbal de Guzmán y apresaron su ganado, además de destrozar su hacienda.

Esta región, al estar poco poblada, sirvió para ejercer el contrabando con los holandeses, franceses e ingleses que se habían establecido en otras partes del Caribe. Para impedir que este comercio continuara, el gobierno español fomentó la fundación de poblaciones en el oriente de la Isla. Al mismo tiempo, la Sierra de Luquillo fue refugio de los indígenas hasta bien entrado en el siglo XVI y la zona era atacada por los huracanes.

En 1794, Naguabo se fundó como pueblo, en lo que actualmente se conoce como el Pueblo Viejo. Para 1821, el pueblo es fundado oficialmente por segunda ocasión. Algunos años más tarde, los vecinos pidieron al gobierno autorización para trasladar la población a un lugar más llano, lo cual les fue otorgado. De este antiguo establecimiento hoy quedan algunas construcciones de mampostería de la primera mitad del siglo XIX, la ermita del cementerio, algunos panteones y la iglesia, inaugurada en 1856. Un año más tarde de su fundación, Naguabo fue testigo de un intento de revuelta en el Daguao, para establecer la República Boricua. Se dice que esta idea llegó desde el exterior a través de Pedro Bignet y Pedro Dubois. Dubois era emisario de Simón Bolívar y ciudadano francés, que residía en Naguabo. Bignet y Dubois, con el apoyo de otros, lograron que los esclavos del área se sublevaran. Este levantamiento fue sofocado por las autoridades españolas. A pesar de todos los contratiempos, en 1828, Naguabo ya contaba con una población de 3,078 habitantes que incluía a unos 378 esclavos. Tomás de Córdova sostiene que para esa época el poblado formaba parte del pueblo de Humacao.

A la altura de 1878, según el cronista Manuel de Ubeda y Delgado, el pueblo de Naguabo estaba constituido por los barrios: Daguao, Duque, Húcares, Maizales, Mariana, Naguabo Pueblo, Peña Pobre, Quebrada Palma, Río, Río Blanco, Santiago y Lima. A fines del siglo XIX, el barrio Quebrada Palma desapareció, y Río Blanco fue dividido en Río Blanco Abajo y Río Blanco Arriba, aunque más adelante se reunificó. Durante el siglo XX ocurrieron otros cambios entre éstos la ampliación de la zona urbana con partes de los barrios Maizales, Húcares y Río.

Durante sus primeros años la economía de Naguabo consistió en la explotación minera y el cultivo de la caña de azúcar. El pueblo también dependió de la ganadería y de la producción de frutos menores. Para 1828, la producción agrícola se estimaba en unos 1,400 quintales de azúcar (procedentes de 21 trapiches existentes), ron elaborado en cinco alambiques y café listo para exportar. La explotación minera estuvo activa hasta fines del siglo XIX.

En 1885 Naguabo sufrió una terrible epidemia de cólera morbo, para el 1894 comenzó a operar la central azucarera La Sierra seguida de otras en 1901 y 1917. Para el 1910 se inaugura el primer acueducto, en 1914 el servicio eléctrico y en el 1917 la primera escuela y la alcaldía, a pesar que en 1912 hubo un incendio devastador.

Símbolos

Bandera
La bandera de Naguabo es de fondo azul sobre el que aparece, en su centro, el escudo de armas del pueblo. El color azul representa el cielo de Puerto Rico.

Escudo
El escudo está compuesto por un blasón color azul simbolizando el cielo de Puerto Rico. El esmalte representa las virtudes, la justicia, dulzura, hermosura, nobleza, perseverancia, vigilancia, recreación, celo y la lealtad de sus hijos. Tres ondas de plata encarnan el mar que baña las costas de esta región y el cual provee parte de la riqueza de sus habitantes costeros. La plata o el color blanco de ésta puede manifestar la inocencia, la felicidad, la pureza, templanza, limpieza, franqueza, elocuencia y vencimiento sin sangre de sus enemigos. Sobre las ondas se encuentra una corona de oro personificando al cacique Naguabo del cual el municipio deriva su nombre. A su vez, el metal oro caracteriza la justicia, benignidad, clemencia, nobleza, generosidad, esplendor, soberanía, amor, salud y prosperidad. El borde gules (rojo) –sobre el que aparece una secuencia de cadenas partidas en un punto– representa la valentía, el atrevimiento, la intrepidez, el furor y la lucha con sangre; en alusión al levantamiento de esclavos. Las cadenas de plata rotas simbolizan el deseo de libertad de los alzados. Los machetes cruzados de plata atribuyen el pacto hecho por el caudillo esclavo Daguey con sus seguidores para librarse de la opresión de los colonos. Los mangos (sable color negro) de los machetes representan el dolor, el silencio y la muerte de los alzados. Las palmas de oro que adornan el escudo significan la riqueza de sus plantaciones de coco que abundan en su litoral. La corona mural de tres torres de oro alude a la categoría de municipio que caracteriza a Naguabo.

Lugares de interés

• Bosque Nacional del Caribe
• Cayo Algodones
• Centro Yudelmi
• Monumento a Ramón Rivero “Diplo”
• Playa de Naguabo
• Playa Punta Lima

Personajes ilustres

Carmen Delia Dipini – Cantante y compositora.

Plácido Figueroa – Trovador de la décima espinelista y poeta.

Pedro Flores – Gran compositor de música popular puertorriqueña. Fundó en Nueva York el Sexteto Flores, en el 1926. Entre sus composiciones más famosas se encuentran: Bajo un palmar, Obsesión, Amor perdido, Ciego amor, Despedida, Margot, Perdón, Sin bandera, Venganza y Se vende una casita.

Fernando Gallego – Abogado, juez de la Corte y poeta.

Matías González García – Periodista, cuentista y novelista. Entre sus obras se destaca su novela Carmela y sus cuentos: Cosas de antaño y Cosas de ogaño.

Ramón López – Poeta.

Inés María Mendoza (Vda. de Muñoz Marín) – Ensayista y educadora.

Ramón Ortiz del Rivero “Diplo” – Famoso comediante, actor, escritor y compositor. Trabajó en teatro, radio, cine y televisión. Su caracterización más reconocida fue la del “negrito”.

Joaquín R. Parrilla – Poeta.

Pedro Carlos Timothe Morales – Abogado, educador, cuentista, ensayista, y escritor de libros didácticos.

Eventos
• Semana de Pedro Flores – marzo
• Festival del Chapín – junio
• Festival de Diplo – junio
• Fiestas dedicadas a la Virgen del Carmen – julio
• Fiestas Patronales – octubre

Nota:
Estos artículos han sido editados y cotejados por académicos y especialistas en Historia. Pueden existir discrepancias entre historiadores con respecto a algunos datos.

Texto tomado de la enciclopediapr.org

Video

Ayúdenos a describir todo lo que su municipio  ofrece a las Industrías del Turismo y Negocios.

Favor enviar sus textos,  fotografías y videos a:

http://diariodepuertorico.com/contacto/